Proclamando tu amor, Alcanzando tu vida.

La buena noticia del día 3 de Noviembre 2015


Comentarios del teólogo Fabio Espinosa a las lecturas de:

Carta de Pablo a los Romanos 12, 5-16
Salmo 130
Del Santo Evangelio según San Lucas 14, 15-24

Lucas 14, 15-24

En esta parábola del banquete se muestra aun más claramente el drama de Dios-Padre:

El Padre nos ha salvado a todos, nos ofrece la salvación (que consiste en vivir como Hijos y como hermanos, disfrutando de todo lo creado), todos están llamados a disfrutar de una vida de salvados.

En esta parábola se nota el Drama: Hay como un “crescendo” en la acción amorosa de Dios:

Primero son invitados. Esta invitación se rechaza por lo mismo de siempre: el afán de poseer, el trabajo (trabajar, trabajar y trabajar), el placer.

Entonces el Padre afanado en su amor dice “conduzcan”: si, si, vayan a los cruces de los caminos a los lugares donde se aglomeran las personas y “condúzcanlos”  a la casa del Padre.

Y como todavía hay lugar, entonces desesperado el Padre dice”oblíguenlos” a entrar.

Me parece tan bello  este pasaje…Dios Padre tiene un drama, que tu no quieras vivir la vida a plenitud que El te ofrece y que al contrario te empeñes en hacer de tu vida un infierno.

Nadie está excluido. El Padre no excluye. Se excluye así mismo el que no quiera abrirse a la experiencia salvadora de Dios,

Romanos 12, 5-16

Este drama del Padre, vivido por Jesús y luego por los apóstoles, es la preocupación ahora de la iglesia. Tenemos una tarea: Invitar, conducir, obligar a todos a participar de la salvación De Dios Padre. San Pablo en este texto nos plantea “él como” hacerlo concretamente:

  1. “Todos siendo cuerpo”. En la Iglesia todos nos experimentamos parte de un cuerpo con una forma especial y con una función determinada. El cuerpo no todos son nariz, o corazón o cerebro, Todos son distintos  y realizan funciones distintas. Y ningún órgano es más importante que los otros. En el cuerpo todos son muy importantes, los más importantes.
  2. Siendo Carismas. Un Carisma no es una cualidad de una persona. Las cualidades son casi siempre características de dominio y poder. Un carisma es una persona participando a otros la manifestación del Espíritu que hay en el para provecho de los otros.
  3. Activos: en el servicio, sin es cuidar lo que nos toca hacer.
  4. Ardientes en el Espíritu. El Espíritu garantiza pasión por lo que hacemos, construir el reino del Padre. El Espíritu garantiza que llenemos de fascinación a otros por Jesús y que hablemos con fascinación del Reino.
  5. Muy Tiernos y Cariñosos. Como el Padre grande en amor, compasivo, todo lo perdona.
  6. Siendo Bendición para los otros.
  7. Estimando a los otros superiores a nosotros mismos: Eso se llama Humildad.
  8. Si a la Equidad, No a la exclusión. 

¡Alabado sea Jesucristo!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s